Objeto: 
Obtención de la licencia de instalación en vía pública, o con vuelo sobre la misma, de vallados, andamios, contenedores, montacargas, plataformas elevadoras, grúas, silos y otros elementos auxiliares de obra.
Previamente a esta licencia se deberá obtener la correspondiente licencia de obra municipal.
Personas destinatarias: 

La persona física o jurídica interesada o sus representantes legales.

Plazo de presentación: 

En cualquier momento.

La presente Ordenanza regula el uso privado o especial (ocupación) de la vía pública con contenedores, vallados protectores, andamios, camión-grúa, silos de mortero y demás elementos durante la ejecución de obras en el municipio, además de las medidas de limpieza, protección y reparación del espacio público ocupado.

Objeto: 

Concesión de subvenciones para el uso de taxi dentro del municipio (desde sus domicilios hasta el casco urbano y viceversa) por las personas residentes en barrios rurales que no puedan utilizar el servicio de transporte público regular de viajeros. Los viajes se realizarán con taxistas que tengan su licencia de taxi en Bergara y hayan firmado con el Ayuntamiento de Bergara el convenio para este programa.

Personas destinatarias: 
Toda persona física interesada siempre que cumpla los siguientes requisitos:
  • Estar empadronada en Bergara.
  • No disponer de vehículo propio.
  • Ser mayor de 65 años o tener entre 16 y 25 años o, siendo mayor de 25 años, no tener autonomía.
  • No estar incursa en ninguna de las circunstancias impeditivas recogidas en el artículo 13 de la Ley 38/2003, General de Subvenciones.
  • Estar al corriente en el cumplimiento de sus obligaciones fiscales para con el Ayuntamiento.
Plazo de presentación: 

En cualquier momento, durante la vigencia del programa

El ayuntamiento ha finalizado las obras de reparación de los accesos a los caseríos por los daños acaecidos en invierno

Hoy mismo, la alcaldesa Elena Lete ha realizado la valoración de las obras realizadas en invierno, tanto las que estaban planificadas con anterioridad como las imprevistas.

Páginas